Menú
Mascota y salud

Cómo tranquilizar a un perro

Cómo tranquilizar a un perro

Los perros, al igual que nos sucede a los humanos, también pueden experimentar ansiedad o estrés ante ciertos momentos difíciles para ellos. Para nuestros mejores amigos perrunos, los ruidos fuertes, los cambios climáticos o las nuevas situaciones pueden hacer que se asusten. Estos instantes que parecen horas no son nada agradables vivirlos. Además, si añades que ellos son incapaces de comunicar verbalmente qué es exactamente lo que provoca sus temores, nos agobian más esos momentos. Ellos dependen de nosotros para que descifremos qué les pasa. Por eso es muy importante este post sobre cómo tranquilizar a un perro. Depende de los propietarios hacer que se sientan seguros y protegidos. Desgraciadamente no hay soluciones milagro, pero sí existen unos sencillos consejos que pueden ser eficaces para aliviar en parte la ansiedad. ¡Conoce las pistas que te ayudarán a saber cómo tranquilizar a un perro aquí!

Los consejos que vamos a mencionar a lo largo del artículo de Mascota y Salud también pueden ser utilizados durante las festividades, que es cuando es común que las personas lancen fuegos pirotécnicos. Además, tienes un apartado dedicado a este punto.

Cómo saber si mi perro está asustado

Reconocer cuándo tu perro está asustado puede ser útil para detectar qué situación le ha llevado a ese estado y así saber cómo calmarlo. Los signos a menudo son expresados a través del lenguaje corporal, por lo que conviene estar muy alerta. Algunos signos evidentes que muestran que tu perro está asustado son:

  • Tiembla desconsoladamente (no confundir con el frío ambiental)
  • Se esconde en un lugar que sienta como seguro.
  • Postura encogida. Tiene la cola entre las patas posteriores, tensa sus músculos o contrae el cuerpo.
  • Ladra o aúlla. Ladra incontroladamente hacia algo o alguien.
  • Come menos o no tiene apetito.
  • Jadea.
  • Se lame la nariz.
  • Otros síntomas pueden ser: micciones involuntarias, atacar, huir, tener comportamientos destructivos…

Una vez que sabemos que nuestro perro está asustado, tenemos que conocer el porqué. Las causas que pueden provocarle miedo pueden ser muy diversas:

Causas que pueden alterar a tu perro

  • Todo lo desconocido, las novedades. Puede que simplemente le asuste estar con algún extraño.
  • Ruidos provocados por las tormentas o los fuegos artificiales. En estas ocasiones tu comportamiento es clave. ¡Debes mostrar tranquilidad!
  • Visitas al veterinario. Acudir a la clínica veterinaria también puede provocar miedo a tu perro.
  • Cambio del lugar de residencia. Un traslado a un nuevo hogar puede producirle estrés.
  • Métodos de entrenamiento con castigo.
  • Cambios en los miembros de la familia. Pérdida de una mascota o humano.
  • Separación de los miembros del hogar. Si está muy apegada, puede generar problemas de ansiedad la separación. En estos casos, lo más conveniente es acostumbrar a tu perro a poder quedarse solo un par de horas al día desde edades tempranas.
  • Cambios en la rutina familiar.
  • Fobias. Puede que ante ciertos estímulos se ponga tenso. Por ejemplo, ir en coche.

Una vez que hemos visto diferentes situaciones que pueden alterar a tu perro, algunas de ellas inevitables para nosotros, lo único que está en nuestra mano es minimizar ese estrés en la vida de nuestro perro. ¿Cómo?

10 consejos para tranquilizar a un perro alterado

  • Paseos largos, pero sobre todo de calidad. El movimiento diario hará que queme el exceso de energía y esto es una manera de lograr que esté más tranquilo. Obviamente, siempre teniendo presente su condición, ya que hay perros que necesitan hacer mucho más ejercicio que otros. Adapta la actividad de tu can a sus circunstancias.
  • Vigila tu actitud. ¿Sabías que tu estado emocional también se refleja en el perro?
  • Premia actitudes tranquilas, ya sea en casa o fuera de ella. Puedes utilizar algún snack que le guste, una caricia o una palabra amable.
  • Deja los juegos activos para cuando estés fuera de casa. En el hogar es mejor practicar juegos relajados, así relacionará la casa con un espacio tranquilo.
  • Dedícale tu atención para que no se sienta solo. Jugar con él creará más armonía entre vosotros.
  • Trátale con amor y compresión. En un momento en el que se esté portando bien aprovecha para acariciarlo durante un buen rato.
  • Reproduce música tranquila y relajante.
  • Unidad de criterios. ¿Qué significa? Que todos los miembros del hogar sigan las mismas pautas marcadas.
  • Mejora su lugar de descanso. Acondiciona de otra forma todo para ver si así se siente más cómodo y no haya elementos que aumenten su estrés. Conocido también como el feng Shui , una filosofía china que permite organizar los espacios de forma tal que mejora la energía vital. Conjuntamente, presta atención al lugar habilitado para la comida. Este debe ser tranquilo, lejos de zonas de paso.
  • Si no logras mejorar la situación, acude expertos caninos. Los especialistas te ayudarán a lograr relajar a tu mascota.

5 consejos para calmar a tu perro durante una fuerte tormenta

  • Si tienes jardín, nunca dejes a tu perro ahí. Siempre tiene que tener un refugio, lo mejor es que pueda estar a tu lado mientras pasa la tormenta.
  • Busca un lugar donde menos se escuche la incidencia de la tormenta.
  • Mantén la calma. Tú le transmites tu energía a tu perro, por lo que tienes que intentar estar tranquilo/a.
  • Procura permanecer con tu perro en esa situación. Lo más recomendable es que acaricies y hables a tu perro para intentar tranquilizarlo. Piensa que un perro no entiende la situación, solo entra en pánico al escuchar ruidos fuertes.
  • Música relajante. Está comprobado que la música sí afecta al estado de ánimo de los perros. Aprovecha y busca alguna música que os relaje a los dos.

5 consejos para calmar a tu perro durante los fuegos artificiales

Los perros tienen un sentido auditivo más agudo que el nuestro. Esto hace que sean más sensibles a los ruidos, lo que lleva a que los fuegos artificiales o petardos los sientan mucho más que nosotros. Para evitar que lo pasen mal puedes seguir estos trucos:

  • Amortiguar el ruido. ¿Cómo? Haciendo algo de ruido nosotros. Según los expertos, esto puede ayudar a reducir la respuesta de miedo de nuestra mascota ante los fuegos artificiales. Pon la tele o música, con sonidos suaves, para calmar su ansiedad.
  • Cerrar ventanas y bajar persianas. Así tu mascota no estará tan inquieta.
  • No saques a tu perro durante los fuegos pirotécnicos. Si tiene miedo a los fuegos, jamás planees sacarla a la calle en pleno espectáculo.
  • Crea un espacio cómodo para él. Busca un lugar apropiado para él. Ahí ponle su cama, juguetes… Además, algunos expertos recomiendan cubrir el lugar donde vaya a sentirse más relajado con una manta.
  • Cansarle durante ese día. Si sabes que va a ver fuegos artificiales al tratarse por ejemplo de alguna festividad, intenta que se canse mucho durante el día. ¿Cómo? Con largos paseos, jugando mucho con él… Estará más agotado, teniendo algo más de calma ante los ruidos.  
  • ¿Ya has probado estos trucos y no te funcionan? Si has agotado todas las opciones, no dudes en pedirle ayuda a un veterinario. Igual que pasa con las personas, algunos medicamentos podrían ayudarles a calmar la ansiedad.

Estas son las pautas que pueden contribuir a paliar el nerviosísimo de tu perro. Si tras poner estos consejos en práctica, ves que no mejora tu mascota, lo mejor es acudir a tu clínica veterinaria para que le hagan un chequeo de salud. Ten presente que tu perro depende de ti para sentirse seguro. Nunca obligues a tu peludo a interactuar con cosas que teme.

Recuerda: es muy importante saber cómo tranquilizar a un perro, porque como habrá escuchado en alguna ocasión, los niveles altos de estrés pueden repercutir en su salud y que esta se vea deteriorada.

¿Te ha resultado útil este artículo? ¡Compártelo!

favi logo

0 comentarios

    Comentar